¿Cómo afrontar una entrevista de trabajo?

A la hora de buscar trabajo no hay ninguna duda de que es importante mandar nuestros currículums al mayor número posible de empresas, así como hacer saber a todos nuestros conocidos que estamos buscando empleo, ya que siempre cabe la posibilidad de que tengan conocimiento de alguna vacante.

Sin embargo, no hay ninguna duda de que, a lo largo del proceso de buscar empleo, si hay un  momento crucial éste es el de la entrevista, ya que generalmente será ella la que nos abrirá o cerrará las puertas del puesto de trabajo al que aspiramos.

El problema es que la mayoria de personas suelen ponerse muy nerviosas ante la perspectiva de una entrevista, y este estado de inquietud muchas veces provoca que la entrevista no salga todo lo bien que debería, lo cual nos lleva incluso a no dar una imagen real de nosotros mismos.

Existen una serie de elementos a tener en cuenta que nos van a facilitar el éxito de la entrevista, una serie de consideraciones sencillas y al alcance de nuestra mano. Exponemos a continuación algunas de ellas.

-Investiga la empresa que te va a hacer la entrevista y entérate de todo lo que puedas con relación a ella. En la conversación seguro que va a salir el tema en uno u otro momento, y conviene demostrar que sabes cómo funciona la empresa y que eres consciente de lo que estás buscando.

-Apréndete bien tu currículum y plánteate las posibles preguntas que el entrevistador te hará sobre el mismo, intentando tener una respuesta razonable para todo.

-Por poco que puedas, practica la entrevista. Para ello, intenta obtener la ayuda de algún amigo que haga el papel de entrevistador.

-Demuestra el interés que sientes por el trabajo. Convence al entrevistador de que es esto precisamente lo que estás buscando y lo que realmente te apasiona.

-Procura hacer preguntas tú también durante la entrevista. Apuntalas antes de empezar y hazlas en el momento oportuno.

-Presta mucha atención al entrevistador. Olvidar la pregunta crearía un efecto muy negativo

-No contestes antes de tiempo y deja que el entrevistador acabe la pregunta. No te precipites a causa de los nervios

-Intenta mantener el contacto visual con el entrevistador. No te distraigas contemplando las cosas que hay en la oficina.

-Demuestra que tienes sentido del humor, por supuesto dentro de los límites correctos. Te será más facil conectar con el entrevistador.

-Dí siempre la verdad. Te ahorrará problemas

No hay comentarios, Escribe uno!

Tu email no se publica.

Si continúas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar